Opinión

A la atención de: FRENA

El Frente Nacional Anti-López Obrador tiene el poder de cambiar el destino de nuestro país. FRENA podría terminar con "El peor gobierno en los últimos 20 años"

  • 22/06/2020
  • Escuchar

No tengo el gusto de conocerlos, me refiero a esas personas que están atrás del Frente Nacional Anti-López Obrador. Me queda claro que son personas como tú y como yo. Gente normal, que se esfuerza día a día en trabajar, en salir de sus casas a temprana hora para llegar a tiempo a dejar a los niños a la escuela y de ahí al trabajo a checar tarjeta o con suerte, simplemente llegar a tiempo al lugar sagrado: el trabajo.

Ya sé que han difundido nombres y responsables de su movimiento, sobre todo, un señor que todos los días envía un mensaje por Whats App y que aparece en video con voz enjundiosa y en ocasiones furioso al enviar su mensaje para que despierte la gente; el pueblo que tiene un teléfono celular y una cuenta de internet, instrumentos suficientes para hacer llegar sus arengas para que despierte el "guevón" que está atrás de ese aparato.

¡Sí! Me refiero a ti: mujeres, hombres, jóvenes en edad de votar y que en sus manos está el poder cambiar el destino de nuestro país. Un México abatido por los malos y pésimos gobiernos que hemos tenido y que hoy más que nunca no es la excepción. El peor gobierno en los últimos 20 años. Puedes preguntar a tus abuelos, a tus padres, amigos y vecinos; jamás habíamos tenido un gobierno que se dedicara a destruir y dividir a los mexicanos como el de López Obrador.

Por ello, este esfuerzo de FRENA de organizar a miles, millones de mexicanos preocupados, angustiados y asustados como nunca antes por tener un gobierno de corte socialista que destruye día a día lo que ellos llaman transformación, pulverizando las pocas cosas buenas que teníamos como la seguridad social, que dotaba de medicamentos a sus afiliados del ISSTE o IMSS y que ahora simplemente no hay medicinas para nadie.

El Frente Nacional Anti-AMLO es un movimiento que se denomina "ciudadano y pacífico" que busca la renuncia del presidente López Obrador por la vía de presión social en compañía de los medios de comunicación que se unan a la causa. Las convocatorias son a través de las redes sociales, de aquellos ciudadanos que voluntariamente se identifican con el movimiento y por supuesto, con las nefastas políticas de gobierno que están llevando a México y a sus familias al caos y la pobreza total.

Hasta ahora las protestas son vía caravanas de vehículos propiedad de los ciudadanos que de manera cuidadosa y ordenada salen a las calles a manifestar su repudio en contra del represor presidente ya que por las circunstancias de la emergencia sanitaria no es posible salir a la calle caminando y manifestar tradicionalmente el enojo y frustración social. Es por ello que salen en sus coches, motocicletas o bicicletas guardando la sana distancia para no contagiarse.

Hasta ahora  han sido dos convocatorias nacionales y la próxima semana, los días 27 y 28, será la tercera alcanzando un gran éxito en todo el territorio nacional. Ahí están las imágenes en los 32 estados de la república mexicana de largas caravanas de vehículos y de historias improvisadas de gente del pueblo que se ha volcado a favor de lograr que el dictador renuncie. 

Sin embargo, esto solo representa un paso que tiene y debe verse reflejado el 6 de junio del 2021 al votar contra TODOS los candidatos de MORENA a cualquier puesto de elección popular, no se diga a diputados federales para frenar a AMLO y que ya no pueda disponer del presupuesto y mucho menos hacer y deshacer respecto a los cambios o modificaciones a la constitución. 

Una respetuosa recomendación a FRENA: las marchas en cada uno de los rincones del país deben transitar por calles o avenidas populares. Deben hacerse sentir en las colonias marginadas donde MORENA y AMLO llegan con sus programas sociales a comprar a la gente, para revertir de alguna manera con la presencia de las caravanas que existen otros muchos mexicanos que no están a favor del gobierno socialista.

Hoy más que nunca debemos hacer sentir y cimbrar las conciencias sociales de aquellos que han sido cooptados por programas sociales y que vean, se den cuenta, que solo los utilizan para someter a sus familias a la mayor pobreza y marginación de por vida. ¡No es justo! Y no podemos conformarnos los demás, en solo ser espectadores. 

¿No cree usted?

Dr. Carlos Díaz Abrego