ESTADOS

"Respiran" restaurantes cuando juega el León

Los días que La Fiera juega hay más gente en bares y restaurantes por lo que el gremio agradece que el equipo siga en la pelea por el campeonato

  • PATRICIA ROBLES
  • 02/12/2020
  • 18:20 hrs
  • Escuchar
Respiran restaurantes cuando juega el León
Bares y restaurantes de la ciudad, garantizando la medidas sanitarias, reciben a más clientes las noches de juego de La Fiera (Foto. Especial).

Los síntomas que el Covid-19 provocó en la industria restaurantera desaparecen gracias a los goles que hacen triunfador al Club León y, como una reacción en cadena, también a los restaurantes leoneses.

Con amigos o familiares los "panzas-verdes" se reúnen siempre que juega su equipo para apoyarlo, ya sea en casa o en restaurantes y bares. Gracias a los partidos los abandonados negocios logran recuperarse al menos durante los días que hay futbol.

En el restaurante Chillis de Plaza Mayor la crisis ha provocado la pérdida de personal y sus invitados (como llaman a sus clientes) ha escaseado, pero por cada partido jugado del León, su afluencia aumenta aproximadamente a un 60 por ciento compartió Víctor Sola, gerente general del lugar.

"Antes teníamos el restaurante al 100 por ciento, se llenaba con todos los partidos", precisa, aunque agradece que el futbol, en tiempos de pandemia, sea un punto de apoyo para su gremio.

No solo es pasión y orgullo, el "efecto dominó" que el equipo esmeralda provoca en la sociedad también es un pequeño triunfo para la economía de los leoneses. Meseros, anfitriones, gerentes y dueños agradecen cada partido.


Wings Army recibe con los brazos abiertos a todos los comensales, un par de ellos muy especiales para la afición. Así de "bote pronto", Alan Camarillo gerente de este lugar de alitas, comenta que Andrés Mosqueda, Willian Tesillo y Pedro Aquino, son asiduos además a este lugar.

"La diferencia es muy notable en el número de comensales cuando juega León", dice Camarillo, que cuenta que algunos jugadores de León visitan el restaurante, con tanta frecuencia, que tienen memorizada la orden.