ESTADOS

León Femenil: carencias, abusos, desigualdad y desbandada

"Hay jugadoras que ganan 2 mil pesos al mes. Les pagaban en metálico con el dinero de las taquillas sin deducir impuestos", asegura una exempleada

  • REDACCIÓN
  • 13/07/2019
  • 13:05 hrs
  • Escuchar
León Femenil: carencias, abusos, desigualdad y desbandada
Denuncian condiciones laborales "indignantes" en el Club León Femenil.

Una fuente anónima relató a La Silla Rota las condiciones laborales de las jugadoras del Club León.  Justo antes del arranque del Torneo Apertura 2019 de la Liga MX Femenil, recibimos fuertes declaraciones de una mujer que laboró con el equipo durante el torneo anterior. Acusa al club de dar un trato "indignante" a las futbolistas y de hacerlas trabajar en unas condiciones denigrantes para las deportistas profesionales. 

El equipo verdiblanco calificó a la liguilla el torneo anterior. 

“Me di cuenta de muchísimas cosas que sucedían pero al ser parte no podía más que mejorarlas desde mi trinchera”, explicó la fuente, que actualmente ya no trabaja para el equipo.

Cuando se instauró la Liga MX Femenil, uno de los requisitos era que las jugadoras participaran en igualdad de condiciones con los hombres. No se logra en ningún equipo del país.  Pero en el Club León la desigualdad es alarmante. 

Abuso laboral

“Hay jugadoras que ganan dos mil pesos al mes. Cuando inició este proyecto les pagaban en efectivo. Imagínate. Era el dinero que recibían en taquilla. No deducían impuestos porque ese dinero iba íntegro para las jugadoras”, reveló la fuente anónima. Las jugadoras no tenían manera de comprobar ingresos si es que querían acceder a algún crédito o rentar una casa. Para cualquier profesional es una situación inadmisible. 

“Los profes abusan mucho de la autoridad que tienen sobre las chavas. Yo me llegué a dar cuenta, entre comentarios misóginos, pues como les hablan, basta con ir a un entrenamiento para ver cómo les gritan”, explicó la ex colaboradora del club.

Un Club indiferente

En lo que respecta al Club, el interés es mínimo. "No las cuidan y, aunque en lo mediático el equipo ha sabido conectar con la afición, las condiciones de trabajo no se acercan a la de una jugadora profesional". 

El equipo ha logrado conectar con la afición.

“Es de los pocos equipos que no tiene Casa Club y que no controla su alimentación. Son deportistas de alto rendimiento. Hacen entrenamientos para jugadores de primera división y a veces llegan desayunadas con unas barritas en el estómago. Está muy difícil la situación que están enfrentando”, denunció. 

“Imagínate ir 8 horas en un camión y luego llegas y bájate a estirar poquito y a jugar. Las hospedan en hoteles de paso. Hay jugadoras que su tachos ya se están abriendo”, fue relatando, “obviamente o tienen dinero para comer o para jugar”, puntualizó.

Un equipo desarmado

Ante estas condiciones, la mitad del equipo abandonó el barco. Una escuadra que consiguió la histórica calificación a la liguilla como séptimo de la fase regular quedó desecha ante el desinterés de la directiva.  “Tres referentes del equipo se fueron. Una de ellas es Perla Navarrete. Se fue pidiendo un incremente mínimo y el club le ofreció 500 pesos aumento. Obviamente la fichó Tigres porque esta niña es una crack. Pero aquí le cerraron las puertas”, declaró.  

Perla Navarrete fue una de las figuras del equipo. Le ofrecieron un aumento de 500 pesos. 

Este será el primer torneo donde los equipos podrán contratar jugadoras de Estados Unidos de origen mexicano. El León fue el único club que no asistió a las visorías para estas contrataciones. El equipo se reforzó con algunas jugadores de la Liga MX y otras de las divisiones juveniles. 

El entrenador Everardo Begines, ante el desarmado del equipo, declaró: “se van buscando mejores condiciones laborales”

Después de un verano en el que el futbol femenil creció a nivel mundial y que la misma Liga MX ha hecho adecuaciones para aumentar el numero de equipos, en León se revela un escándalo con la desigualdad y la indiferencia como protagonistas.